Como sabéis en los últimos años AVAlumitran ha mostrado un interés creciente por las certificaciones tanto a nivel de sus procesos productivos como en los de gestión, reflejo de una apuesta firme por aumentar la calidad de los productos y servicios que ofrecemos a nuestros clientes.

Como los requerimientos de las distintas administraciones, a cuya normativa las organizaciones están sujetas, así como los de la sociedad en general y los nuestros mismos, cada vez tienen más en cuenta el respeto por el medio ambiente y la sostenibilidad, la mejor manera para cumplir con todos ellos de manera satisfactoria es integrar el respeto por el medioambiente en la propia gestión de la organización de forma efectiva.

Lo que conseguimos al adoptar la norma UNE-EN ISO 14001 en AV Alumitran es, no sólo certificar que cumplimos con todos los requerimientos a nivel administrativo, sino implantar un Sistema de Gestión Ambiental para tenerlo presente en todas las actividades que se desarrollan en la organización. Ello nos permite promover la protección ambiental y prevenir la contaminación o daños a nuestro entorno de forma integrada en la gestión y en equilibrio con los aspectos socioeconómicos.

Entrando más en detalle, mediante la implantación de este sistema, y su correspondiente certificado, estamos mejorando aspectos como:

-Optimización de la gestión de recursos y residuos

-Reducción de los impactos ambientales negativos derivados de nuestra actividad (transformación del aluminio, extrusión de aluminio, lacados y anodizados, mecanización, etc…)

-Reducción de los riesgos asociados a situaciones accidentales, gracias a los protocolos de prevención o bien actuación en caso necesario.

La norma está en constante revisión y renovación tanto por la organización que la coordina como por diversos expertos y organizaciones internacionales, para mejorar entre todos el respeto por nuestro planeta… puedes saber más en este video de AENOR:

Como efecto complementario, la certificación ISO 14001 permite a AVAlumitran potenciar la innovación y productividad, eliminando barreras a la exportación dado nuestro creciente protagonismo en mercados exteriores, así como reducir costes de gestión de residuos, primas de seguro o sanciones y litigios, mejorando en general la percepción e imagen de la comañía tanto interna como externamente.